Falsos maestros: Benny Hinn

[dropcap]T[/dropcap]oufik Benedictus Hinn nació el 3 de diciembre de 1952 en Jaffa, Israel (hoy Tel Aviv), de padre griego y madre armenia, inmigrantes desde Grecia. Fue criado en la tradición ortodoxa griega, pero se educó en escuelas católicas. Después de la Guerra de los Seis Días, él y su familia emigraron a Canadá y a la edad de diecinueve años profesó la fe en Jesucristo. De inmediato se involucró en el movimiento pentecostal en Toronto y fue apadrinado por el Dr. Winston Nunes de Broadview Faith Temple.

En diciembre de 1973, Hinn viajó con un grupo de cristianos a Pittsburgh para asistir a un servicio de sanidad milagrosa dirigido por Kathryn Kuhlman, la sanadora de fe más conocida en ese entonces. Aunque Hinn nunca conoció personalmente a Kuhlman, ella dejó una impresión indeleble en él, y en ese servicio tuvo una experiencia religiosa que le cambió la vida. Poco después, recibió una visión de gente cayendo en un fuego ardiente y escuchó las palabras: «¡Si no predicas, cada alma que cae será tu responsabilidad!». Ese mismo año comenzó a predicar y afirmó que en ese momento Dios milagrosamente lo curó de un terrible tartamudeo. Pronto comenzó a imitar a Kuhlman e incluso a patrocinar servicios respaldados por la Fundación Kathryn Kuhlman. En 1979, Hinn se mudó a Estados Unidos, y se radicó en Orlando, donde conoció a Suzanne Harthern, la hija de un pastor que se convertiría en su esposa.

En 1983 Hinn fundó el Orlando Christian Center y comenzó a hacer milagros y llevar a cabo los servicios de sanidad, afirmando que Dios lo estaba usando como un conducto para estos actos sobrenaturales. Pronto comenzó a realizar sus «Cruzadas de Milagros» en todo el mundo, que en 1989 estaban siendo televisadas en todo Estados Unidos. Siguió con el programa de entrevistas diario, “Este es tu día”, que ahora se transmite en más de 200 países de todo el mundo. En 1999 entregó el liderazgo de Orlando Christian Center a Clint Brown para poder enfocarse exclusivamente en los viajes y las cruzadas. Millones, o aun decenas de millones, asisten a sus cruzadas cada año. Él afirma haber predicado el evangelio a más de mil millones de personas, ya sea cara a cara o a través de la televisión.

En el último tiempo Hinn ha sido objeto de escrutinio en varios frentes. En 2010 su esposa le pidió el divorcio aduciendo «diferencias irreconciliables». Esto fue poco después de que el National Enquirer publicara fotografías de Benny Hinn y su compañera tele-evangelista Paula White saliendo de un hotel de Roma tomados de las manos. Sin embargo, casi tres años después, Benny y Suzanne se volvieron a casar en el parque temático The Holy Land Experience en Orlando.

Sus pretensiones de milagros siguen sin verificar, a pesar de una serie de programas y publicaciones que han tratado de encontrar pruebas. También ha sido ampliamente criticado por su lujoso estilo de vida, que incluye un jet privado, una mansión de varios millones de dólares, y las estadías regulares en hoteles que cuestan miles o decenas de miles de dólares por noche. Esta extravagancia llevó al senador de los Estados Unidos Chuck Grassley a anunciar que el Comité del Senado de Estados Unidos sobre Finanzas estaría investigando el ministerio de Hinn.

Falsa doctrina: sanidad por fe

Benny Hinn ha sido criticado en una multitud de áreas: su teología de la palabra de fe, su teología de «pequeños dioses», su afirmación de que cada persona de la Trinidad es en realidad su propia trinidad, sus mentiras descaradas sobre sus logros, y muchas más. Pero para el propósito de este articulo, lo reconoceremos como el sanador por fe más reconocido en el mundo. Hinn enseña que Dios quiere que todos los hombres sean sanados de todas sus enfermedades. Si la gente simplemente tiene suficiente fe para creer que pueden ser sanados, Dios los sanará a través de un agente sanador como él. Las cruzadas de Hinn se construyen cuidadosamente para dirigir y manipular a los asistentes, con el canto y la música repetitiva que crean un ambiente particular y una sensación de expectación.

Estas cruzadas llegan al punto culminante cuando él anuncia que Dios ha comenzado a sanar a la gente y luego invita a aquellas personas que llegan al escenario a compartir lo que Dios ha hecho, una técnica dominada por Kathryn Kuhlman y que se ha convertido ya en un elemento básico de la sanidad por fe. Hinn declara que Dios está obrando poderosamente a través de él para sanar a otros y comienza a enumerar los milagros, por lo general a partir de los que son invisibles y no verificables en ese momento: la diabetes, la depresión, y similares. Al empezar las sanidades, mucha gente pasa al frente, con la esperanza de su propio milagro. Sin embargo, en general solo las personas que dicen que ya se han sanado se exhiben en el escenario donde Benny habla con ellos y luego a menudo los «tumba» en el espíritu.

De esta manera ha manipulado a un sinnúmero de personas para dar dinero a su causa, creyendo que el dar dinero será la clave para la activación de su milagro. Ni uno solo de los milagros de Hinn ha sido verificado jamás, aunque se ha demostrado que muchos han sido temporales o falsos.

Seguidores y adherentes

El programa de televisión de Hinn, “Este es tu día”, se transmite alrededor del mundo y millones lo siguen viendo regularmente. Cada año se dirige a otros millones de personas en sus cruzadas. También ha perfeccionado las técnicas de sanidad por fe que han sido imitadas por muchos otros. Es el sanador por fe más conocido y más notorio del mundo.

Qué dice la Biblia

Si bien la Biblia claramente presenta a un Dios que es capaz de sanar y un Dios que a veces sí sana milagrosamente, nunca nos dice que siempre es la voluntad de Dios que seamos sanados. De hecho, puede ser la voluntad de Dios que suframos por un tiempo. La Biblia nunca nos dice que nuestra sanidad dependa de la cantidad o la activación de nuestra fe. Y la mayoría de los cristianos sostienen que si bien Dios todavía puede sanar, ya no lo hace a través de la agencia de un sanador (ver Santiago 5:13-16 y leer acerca de Un servicio presbiteriano de sanidad). La teología de Hinn de sanidad se presenta en su libro Señor, necesito un milagro.

Richard Mayhue señala ocho errores graves:

  • Benny Hinn sostiene que es incorrecto orar: «Señor, hágase tu voluntad» a pesar de que Jesucristo lo hizo (Lucas 22:42);
  • Hinn cree que Dios siempre tiene la intención de que los creyentes sean sanados, a pesar de que algunos grandes santos de la Biblia no fueron sanados (el apóstol Pablo entre ellos);
  • Hinn enseña que los creyentes le deben ordenar a Dios que sane, mientras que la Biblia instruye que se pida (1 Juan 5:14-15);
  • Hinn sugiere que la sanidad milagrosa de Dios es gradual, mientras que las sanidades milagrosas del Nuevo Testamento fueron instantáneas;
  • Hinn enseña que la fe por parte de la persona enferma es esencial para la sanidad, mientras que un hombre como Lázaro no podría haber ejercido fe cuando fue sanado puesto que había muerto;
  • Hinn cree que hay que poner de nuestra parte antes de que Dios pueda sanar, mientras que la Biblia enseña que Dios es soberano;
  • Hinn cree que los cristianos no deben estar enfermos, mientras que la Biblia enseña que los cristianos pueden estar enfermos y eventualmente mueren;
  • Hinn implica que la sanidad de una persona se puede perder y que la persona sanada debe hacer ciertas cosas para mantener la sanidad, mientras que tal noción es completamente ajena a la Biblia.

A fin de cuentas, Benny Hinn es un engañador peligroso, un fraude y charlatán que se enriquece a expensas de muchos otros.

Este artículo fue publicado originalmente en inglés en Challies.com.

Tim Challies

Tim Challies es uno de los blogueros cristianos más leídos en los Estados Unidos y cuyo Blog ( challies.com ) ha publicado contenido de sana doctrina por mas de 6000 días consecutivos. Tim es esposo de Aileen, padre de dos niñas adolescentes y un hijo que espera en el cielo. Adora y sirve como pastor en la Iglesia Grace Fellowship en Toronto, Ontario, donde principalmente trabaja con mentoría y discipulado.

Siempre en contacto

Recursos en tu correo electrónico

¿Quieres recibir todo el contenido de Volvamos al evangelio en tu correo electrónico y enterarte de los proyectos en los que estamos trabajando?

.